Placido Forcat, nativo y enamorado de Tartareu, es el autentico experto en cuanto a la organización de las cacerías en Tartareu y otros cotos limitrofes.

PEDRO ABAD cobró éste magnifico ejemplar en la serra de Comallonga, (Coto de Tartareu), el día 11 de septiembre de 2010. día 11/09/2010. Enhorabuena!!!.

Mari Carmen, nuestra única mujer montera, junto a su hija Cristina, se fotografía con el magnifico ejemplar qque consiguió abatir el día 11 de septiembre de 2010, en la Serra de Comallonga (Taratreu)

Placi Forcat, junto a Joan Roca, se fotografian ante el magnifico ejemplar abatido porPlaci el día 25/09/2010

El sábado, 25 de septiembre cazamos en Tartareu. Corrieron 7 u 8 jabalíes. Solo se cobró 1, por cierto, un gran ejemplar abatido por Placido Forcat, tal y como se aprecia en la fotografía superior.

El domingo 26, cazamos por primera vez esta temporada en Estopiñan del Castillo. Varios participantes de la cacería llegamos a ver hasta 8 jabalíes juntos corriendo por un barbecho. Mataron 1. Despues, a lo largo de la cacería se fallaron 8 0 9. Finalmente nos debimos de conformarnos con cobrar 4 en total.

El día 9 de octubre cazamos en Estopiñan del Castillo, en el cazadero del “Reguero” y Serra Mua. Cobramos 6 jabalíes y un corzo. No llovió a pesar de la previsiones. Con esta cacería conseguimos acumular 21 jabalíes y un cabirol (corzo).

El domingo, día 10, cazamos en la zona de la “Plana”, desde la Font Rodona, hasta los límites del “Molar”. Salieron tres buenos ejemplares. No conseguimos abatir ninguno. Por primera vez en la temporada hicimos “porra”. Este día llovió.

El El sábado, día 23 de octubre, cazamos en el coto de Estopiñan del Castillo, en el cazadero “El Molar”. Corrieron muchos jabalíes. Se mataron 5, uno de muy buenas proporciones y defensas muy apreciables. Lo cobró Marc. Con estos 5 ejemplares, los acumulados de la temporada se elevan a 26 ejemplares cobrados.

MARC, orgulloso con el magnifica ejemplar cobrado

El domingo, día 24 de octubre, cazamos en Estopiñan del Castillo, en el cazadero de la “Font Rodona”. No salió ningún jabalí. Eso sí, corrieron muchos zorros. Se batieron 4.

El sábado, 6 de noviembre, cazamos por primera vez este año, en “Los Mons” de Os de Balaguer. Fué todo un éxito. Se cobraron 14 jabalíes de los 15 que se mataron. Uno cayó a las aguas del pantano de Santa Ana y no se pudo recuperrar. Miguelet, un día más, batió el record: Mató 4 ejemplares. Ya lleva 6 esta temporada; más del 14% del total. ¡Que tío!!!.

13 de los 15 jabalíes abatido el día 6 de noviembre (Foto Jaume Benaiges)

Tras esta cacería, el total de jabalíes abatidos esta temporada, hasta el 6 de noviembre de 2010, con 42, más un corzo.

Foto de 10 de los 15 jabalíes abatidos el día 6 de noviembre, son observados por algonos miembros de la colla. ·Entre ellos, identificamos las inconfundible “polainas” de Plácido Forcat. Foto tomada por Jaume Benaiges.

El domingo, día 7 de noviembre, cazamos en el cazadero de el Serrat de Pitrau, en Vilamajó. No salió ninguno. Por tal motivo, nos cambiamos al cazadero de Tartareu (Una parte de la Serra de La Malera. Tampoco salió ninguno. Tal vez, un sensentido de estos animales detectó que Miguelet estaba por allí y adoptaron las medidas oportunas.

El día 20 de noviembre, fué en día en el que teniamos puestas muchas esperanzas. Había rastros abundantes, muchas collas de perros y muchas paradas. Por la mañana, como de costumbre, hicimos el sorteo y salimos a colocarnos. lloviznaba (Ya había lllovido toda la noche). Nos colocamos y, siguió lloviendo. A las 12,45 horas, decidimos cancelar la cacería y regresar al punto de encuentro. Llegamos todos alrededor de las 13,30 horas, con la decepción en nuestros semblantes. A partir de esa hora no llovió más en todo el día.

El día 21 cazamos en el cazadero conocido como “La Plana”. Se levantaron 13 o 14 jabalíes. Cobramos 7. Lloviznó un rato. Por lo demás, no hubo nada reseñable, salvo que un joven participante en la cacería mató su primer jabalí. El número de jabalíes acumulados hasta esa fecha, son 49 ejemplares.

El día 4 de diciembre cazamos por primera vez esta temporada en el Cazadero de Perpella (Estopiñan del Castillo). El día ameneció muy frío, 7º bajo cero. Ni lo notamos. Fué tan intensa la cacería que el frío no se notó. Lo que sí se percibió fue la cantidad de jabalíes que corrieron. Los que vimos como cruzaban el pantano de Cañelles hacia zonas más seguras huyendo despavoridos de los perros que los acosaban. Cobramos 16 jabalíes; el record de esta temporada, hasta la fecha. Ya acumulamos 56 ejemplares cobrados.

Arriba, 2 fotos mostrando los jabalíes abatidos el día 4 de diciembre.

Abajo, mágnificas fotografías del evento comentado

Encima de estas líneas, Paco Gamero, José Cuevas y Paco Reillo, se fotografían con un buen ejemplar abatido el día 6 de diciembre en el cazadero de “La Cantera”. Fué el unico que se consiguió ese día y, además, hirió a dos perros de Quin Suriñac.

================

Bajo estas líneas, José Cuevas Cruz, nuestro montero de Mijas (Málaga), se fotografía con un jabalí abatido por Paco Gamero el día 4 de diciembre, en el cazadero de Perpella. José Cruz también abatió otro ejemplar ese día. Los dos estaban muy cerca en sus posturas. Este mágnifico animal, antes de ser definitivamente rematado por Arturo, mató un perro de Agustín e hirio a otros varios más-

Bajo estas líneas una foto más de parte del grupo de cazadores que no se cansaban de inmortalizar una y otra vez esta gran cacería

El domingo, día 5 de diciembre, organizamos la cacería en el SAS, zona de la Basuras, en Estopiñan del Castillo. Nada más comenzar empezó a llover. Poco despues nos retiramos, muchos de nosotros mojados y, además, sin haber conseguido ver ni por supuesto tirar, a ningún jabalí. Hicimos cero.

El día 6 de diciembre, éramos pocos. Unos 22 o 23 cazadores. Decidimos cazar en la zona de la Cantera. Había mucho rastro, pero no salió nada más que uno. Grande, eso sí. Lo cobró un invitado de Sástago. Antes, ese animal, hirió varios perros. Este único ejemplar cobrado, hace el número 72 de la temporada.

El día 18 de diciembre cazamos en Os de Balaguer, en el cazadero de Los Mons. Se levantaron muchos jabalíes, aunque solo se cobraro 8. Hizo mucho frío, pero no nevó, a pesar de las previsiones. Con ellos, contabilizamos 73 a lo largo de la temporada.

El día 19, cazamos en Estopiñan del Castillo, en el Cazadero de “El Reguero”. Se levantaron bastantes jabalíes y corzos. Al final, conseguimos cobrar 6 jabaies y 2 corzos. Tras esta montería, acumulamos 85 jabalíes cobrados y 6 corzos. No está mal. Este día despedimos el año 2010. Volveremos el día 8 de enero de 2011.

El día 8 de enero de 2011, cazamos en Tartareu, en el cazadero de la “Serra de la Malera”. Corrieron muchos jabalíes, se tiraron bastates. Al final, cobramos 7. Al final de la cacería había sensaciones agri-dulces. Estaba muy bien, pero se podían haber conseguido más. Eltotal de jabalíes cobrados en la temporada suman 91

Dos fotografías con el resultado de la cacería del día 8 de enero de 2011. Como se aprecia, hay luces y sombras

El día 9, cazamos tambien en Tartareu, en el cazadero de “Las Serras Bellas”, más el cazadero del pequeño coto del Mas de Marcó, de Alberola. Habia mucha espectación por los rastros detectados. No se cumplieron las expectativas. Si bien corrieron bastantes ejemplares, sólo cobramos 2. Al final, se respiraba un cierto ambiente de decepción. Tampoco fue para tanto, teniendo en cuenta, además, que llovió intermitentemente y que un jabalí que no se consiguió abatir se llevó tras él la mayoría de los perros. Al final, Ivan Dominguez, que había conseguido un buen ejemplar, se llevó el trofeo. Con eso ya nos sentimos satisfechos. Además, tras esta cacería, contabilizamos 93 ejemplares cobrados. Muy bien.

El sábado, día 15 de enero, decidimos hacer una cazcería fuera del calendario. Nos equivocamos un poco, ya que la mayoría de los miembros de la colla, tenía sus compromisos. Fué difícil conseguir rehalas de perros y un número adecuado de puestos para cubrir el cazadero de las Abellanes, que conlinda con el de Tartareu, en la serra de Comallonga. Siempre conseguimos autorización del RESPONSABLE de este coto para poder “cerrar” bien el cazadero. La falta de “puntos” y perros, hicieron que sólo se cazara medio cazadero de la serra de Comallonga y muy poco trozo del coto de las Abellanes. Había mucho rastro de jabalíes. Pronto empezaron a correr jabalíes y se escucharon los primeros disparos. Era un hermoso día de Sol y una buena temperatura; a través de las emisoras se empezaron a oir los detalles de algún lance. Finalmente, cobramos 5 jabalíes. El lance más espectacular lo propició Lolo. Consiguió abatir a dos ejemplares. Tras esta cacería hemos conseguido alcanzar 95 ejemplares cobrados a lo largo de esta temporada.

El domingo, día 16 de enero, se decidió hacer un pequeño cazadero en el coto de Vilamajor. Más que nada para evitar que los que habían venido a cazar el sábado se quedaran sin cacería. De nuestra sociedad sólo participaron dos cazadores. De Estopiñan sí participó alguno más. Se cazó el Serrat de “Pitrau” y, los perros, levantaron un jabalí. Eso sí, el animal tuvo la mala suerte de pasar cerca de donde hacía postura el infalible Miguelet. Esta vez, tampoco falló y, con ello, elevó su cuenta particular a 8 ejemplares cobrados por él esta temporada y elevó el número total de jabalíes cobrados esta temporada a 100.

El día 22 cazamos en Los Mons. Era una mañana gélida; 10 grados bajo cero. Nos las prometiamos muy felices a tenor de los rastros que había. Finalmente no salió ni un sólo jabalí. Hicimos porra y nos llevamos una buena decepción.

El día 23 de enero, decidimos cazar en el cazadero de la Irena. Parecía que sería un buén día de caza a pesar de las bajas temperaturas. 11º bajo cero a la salida del Sol. Se levantaro 7 u 8 jabalíes. Sólo cobramos 1. Con este, elevamos a 101 los cobrados esta temporada.

El día 5 de febrero decidimos cazar en el cazadero denominado “El Pinar Grande”, en Estopiñán. Es un cazadero tradicionalmente bueno. No podiamos imaginar la decepción final. Sólo sé levantó un jabalí y “burló” los dos puestos por los que pasó. Ni tan siquiera lo pudieron tirar. Lo demás, zorros y algún corzo. La conclusión fué la decepción. Eso sí, hizo un tiempo espléndido.

El día 6 de febrero, no éramos muchos, decidimos cazar el cazadero denominado el SAS de Estopiñan. Sólo salió un corzo que lo falló José Cuevas. Terminamos pronto y decidimos hacer otro pequeño cazadero, en Las Canteras. Corrimos la misma suerte. Ni un sólo jabalí. El fin de semana fué decepcionante. La opinión mayoritaria era que la próxima será excelente.

El sábado día 12 de febreo, en el desayuno, nos enteramos de una mala noticia. Miguel Valls Camping, padre de Miguelet, había fallecido la noche del viernes en su domicilio en Tartareu. Había cazado muchos años con nosotros, aunque ya llevaba varios años retirado. A lo largo de los años que compartimos cacerías con él, se habia ganado el respeto y la admiración de todos. Fue un gran colaborador y un miembro que ayudaba a todos en todo. Tenía 82 años de edad y, aparentemente, gozaba de buena salud. Murió repentinamente y sin que nadie se enterara. Ni tan siquiera su esposa e hijos que convivían con él. Falleció tal y como había vivido. En silencio, sin molestar a nadie, pasando desapercibido. Su pérdida nos ha causado una profunda consternación. Sabemos que expresar neustras condolencias a la familia no les ayuda demmasiado. Pero no podemos hacer otra cosa. Alguno de nosotros fuimos a darle nuestro útimo adión el sábado por la noche. Otros lo hicieron el domingo en el entierro. Miguel ya no está con nosotros. Sus ejemplos seguiran entre muchos de nosotros. Adios, Miguel; adiós compañero. Adios, amigo.

Ese día, 12 de febrero, cazamos en Estopiñan del Castillo, en el cazadero de Serra Mua. Se levantaron bastantes jabalíes, se tiraron a unos cuantos, no se cobró ninguno. Todos se escaparon por el mismo sitio y se llevaron tras ellos los mejores perros. Algunos se encontraron a más de 10 Km. Por tercer día consecutivo hicimos porra.

El domingo, día 13, cazamos en Estopiñan del Castillo, en el cazadero de El Pinar Pequeño. Éramos pocos, y más teniendo en cuenta que algunos se habian marchado a Tartareu al entierro de Miguel. Salieron muchos jabalíes. Cobramos 5, con ello, rompimos la mala racha y alcanzamos la cifra de 106 ejemplares cobrados a lo largo de la temporada.

La cacería del sábado día 19 de febrero, fué un poco decepcionante. Esperabamos que corrieran muchos jabalíes; había mucho rastro y hacía bastante tiempo que no se les molestaba en aquella zona. No se cumplieron las previsiones. Salieron 3 o 4. Se cobró 1. El 107 de la temporada.

El domingo, día 20 de febrero, cazamos el cazadero de Amua. Salieron 12 0 13. Sólo se cobraron dos. Uno de ellos por el infalible Miguelet, el 9º de su cuenta particular. Con los dos animales cobrados, sumamos 109 esta temporada. Nos queda el último fin de semana. A ver que pasa.

El día 26 de febrero cazamos en Estopiñan, en el cazadero de “EL MOLAR”. No salió ninguno. Cambiamos para hacer un trozo de la Font Rodona. Corrimos la misma suerte. Decidimos ir al Hostal Rural a la camida de fin de temporada.

El domingo, día 27 de febrero, cazamos en Tartareu, en el cazadero de La Serra la Mora. Es un cazadero difícil que hacia mucho tiempo que no lo cazabamos. Ese día lo hicimos conjuntamente con la Colla de Alberola; ellos cazaban en su coto y nosotros en el nuestro, pues la sierra divide los dos cotos. Cobramos 7 ejemplares y, hay que resaltar un hecho: Despertó Pepe Salcedo, despues de una temporada más o menos gris para él. Ese día consiguió abatir 4 ejemplares el solito, igualando así la gesta de Miguelet. No damos detalles de las peripecias vividas para sacar esos jabalíes de la montaña, porque fué de órdago. No fue posible sacarles ni una sola fotografía. Otra vez será