El domingo, día 5 de noviembre de 2017, se reunieron 5 paradas (contando a José Berrocal) y la habitual rehala de perros de Miguelet. Habían decidido cazar el bayado del pastor de Vilamajò. Sólo se cobró un gran ejemplar; lo consiguió Miguelet.

Descomunales defensas

Descomunales defensas. Este animal al que Miguelet, para rematarlo, le rompió la parte superior del hocico, tal y como se aprecia en la imagen, fue el autentico protagonista de la cacería. Hirió a cuatro perros de Miguelet, uno mortalmente, lo que conllevó que la cacería terminara mucho antes de lo previsto.

 

Otro detalle de las descomunales defensas del jabalí cobrado por Miguelet

                        Otro detalle de las descomunales defensas del jabalí cobrado por Miguelet

Cuentan, que Miguelet, se vio obligado a disparar 7 veces contra este descomunal jabalí, que se resistía a morir. Miguelet ya era consciente del daño que le había ocasionado a varios de sus perros. Tras el lance, se vio obligado a llevar los perros heridos al veterinario, lo que conllevó la suspensión de la cacería.

Antes de marchar, a curar los perros, Miguelet se hizo esta foto junto al "mal vitxo" como él mismo lo definió

Antes de marchar, a curar los perros, Miguelet se hizo esta foto junto al “mal vitxo” como él mismo lo definió